Asociarse comercialmente para crecer

¿Qué es una sociedad comercial?

La sociedad comercial es un contrato mediante el cual dos o más personas se obligan a hacer un aporte en dinero, en trabajo o en otros bienes apreciables en dinero, con el fin de repartirse entre sí las utilidades obtenidas en la empresa, proyecto o en la actividad social.

Es importante las asociaciones entre personas para ejecutar proyectos grandes, el poder aportar recursos, conocimientos, equipos, etc. esto hará que la organización resultante sea mas sólida, eficiente frente a la competencia.

Muchas personas han hecho negocios bajo alguna de las siguientes circunstancias:

 Un socio tiene el conocimiento o la idea de un producto genial, pero NO tiene el capital para invertir, así que busca a un amigo o a un inversionista para que coloque el dinero y deciden “ir al 50%”.

 Otra persona tiene un negocio en marcha, sabe que necesita capital para aprovechar nuevas oportunidades de mercado, pero no tiene este capital y tampoco tiene garantías para ofrecer como colateral en un banco para obtener financiamiento.  Así que un conocido aporta el capital, y este emprendedor ofrece a cambio una parte de las acciones.

 Una pareja, novios o casados, deciden emprender un nuevo negocio y consideran que lo correcto es repartir las acciones entre los dos al 50% para cada uno.

 Los padres ya llevan años en el negocio y ahora quieren repartir la empresa entre sus dos hijos, uno de ellos trabaja para la compañía y el otro no.  Pero las acciones las reparten al 50%.

 Dos hermanos emprenden una nueva empresa.  Uno tiene su empleo bien pagado en un banco, ha estudiado en la universidad y tiene algunos ahorros.  El otro es un empírico, muy trabajador, también tiene algunos ahorros, pero sabe que tiene serias deficiencias en la parte administrativa.  Ellos dos conversan y deciden llevar el negocio al 50%.

Estas son solo algunas pocas de las circunstancias que llevan a dos personas a emprender un negocio al 50%, “a medias” como dicen en algunos países latinos.

Cuando pasan los años estos dos socios que comenzaron con muchas expectativas, ven que la situación es diferente ahora y alguno de los dos siente que está en desventaja.

Pasos para establecer el porcentaje de acciones

La forma correcta de establecer el porcentaje de acciones en una nueva sociedad se logra siguiendo este orden:

PASO #1:

Calculen el capital de inversión inicial que será necesario para montar la empresa: instalaciones, maquinaria, equipo, permisos, gastos legales, gastos de organización, marcas, diseños, etc.

PASO #2:

Establezcan un valor a la idea de negocios o al producto que estará aportando uno de los socios a la empresa.  Esta valoración es una actividad que debería realizar un experto, pero lo socios pueden hacerlo estimando las ventas o las ganancias potenciales.   Valorar este aporte es tan importante como estimar la inversión inicial.

PASO #3:

Definan el puesto que ocupará el socio que aportará trabajo.  Definan las obligaciones y responsabilidades de ese puesto, igual como si estuvieran contratando a un particular.  Luego establezcan el salario que ganará ese socio mientras trabaje en la empresa.

PASO #4:

Elaboren el Flujo de Caja proyectado a 12 meses o, mejor aún, a 5 años.   En el mismo muestren los ingresos y egresos que se estiman para la empresa.  Siempre sugiero al menos dos escenarios: uno optimista y otro más conservador.

PASO #5:

Definan y escriban un acuerdo sobre la forma en que serán distribuidas las utilidades cuando la empresa empiece a generarla.  Cómo se distribuirán las utilidades y cada cuándo debe hacerse.

PASO #6:

Definan un capital social inicial y la cantidad de acciones u cuotas que lo representarán.  Un ejemplo:  cien mil dólares es el capital social y estará representado por 100 acciones de 1,000 dólares cada mes.    Tomen en cuenta que no siempre todo el aporte de capital inicial será aportado como capital social.  Los socios podrían acordar que una parte de ese aporte será devuelta a los socios.

PASO #7: Luego deben sumar los aportes que cada socio estará haciendo a la empresa: efectivo aportado, propiedad intelectual (ideas o productos), o trabajo en especie (el salario que no retirará el socio que trabaje).  Estas partidas se suman y se calcula el porcentaje.  Sucede con frecuencia que el socio que invierte capital resulta “favorecido” con un porcentaje mayor y que el que trabaja con menos, porque no puede dejar una suma muy alta de su salario.  En este punto comienzan a surgir los conflictos; pero es mejor ahora que después, cuando ya la empresa tenga muchos años en marcha.

En SERGESTEC contamos con un sistema para administrar socios comerciales fácil de comprender y usar, para acceder acceda al siguiente link: http://misocio.sergestec.com/

El funcionamiento de la Sociedad Comercial en nuestro sistema se da de la siguiente forma:

El Administrador crea el proyecto, lo describe, ingresa la fecha inicial, fecha final, costo aproximado, agrega los socios y los aportes monetarios y no monetarios, con esa información se tiene completado.

Los Socios visualizan su porcentaje de participación en el proyecto de acuerdo a sus aportes monetarios y no monetarios que hayan realizado, también reciben sus ingresos monetarios de acuerdo a su participación en el proyecto.

Deja una respuesta